Hay unos cuantos fetiches que solo se pueden disfrutar durante los meses del invierno:

Fetiche guantes

El uso de guantes cuando hace frío no es sólo necesario, también es un verdadero placer. En invierno, la importancia sensual de un par de guantes puede ser aumentado por el material que están hechas. Pueden ser de lana, algodón o de cuero. Los guantes son como una segunda piel en las manos.

Foto by Victor Ag

Fetiche del cuero

Llevar cuero en invierno es un placer sensual. Cuando llevo cuero, me siento que tengo una funda protectora contra el frío. El sonido crujiente y el olor del cuero aumentan su atractivo.
Foto Sebas Romero

Fetiche pieles

El poder del fetiche de piel puede ser explicado por sus cualidades controvertidas. La piel es la forma más antigua de vestirse y una mujer en pieles nunca pasará desapercibida.
Foto Sebas Romero

Fetiche medias

Las medias solo se llevan en el invierno y halagan a la pierna femenina, haciéndola más sensual.
Foto Andrew O’Hara

Fetiche calcetines

Los calcetines hasta la rodilla nos recuerdan a la disciplina y convierten y destacan los muslos.

Foto Guy Moberly

¡Hay que aprovechar de estos fetiches antes de que llegue la primavera!

¿A qué estás esperando?

This post is also available in: Inglés

Pin It on Pinterest