El origen de la palabra “fetiche” se encuentra concretamente en el portugués del siglo 15, en el término “feitico“, que viene a signifcar encanto o hechizo. Hoy en día un “fetiche” es 1. un objeto corriente que actúa como catalizador, aumenta el estímulo sexual y potencia el orgasmo. En un sentido menos convencional, significa cualquier cosa neutra que provoca una respuesta sexual, como unos zapatos o el cuero. 2. Cualquier cosa relacionada con la práctica del BDSM como un club fetichista o una fiesta fetichista. 3. Objetos, rituales o indumentaria relacionados con la práctica del BDSM como la fotografía o ropa fetichista. Abajo verás el glosario de fetiches de Venus O’Hara con imágenes.