Reseña Symphony

Reseña Symphony: el nuevo vibrador micrófono de Adrien Lastic. Tiene todas las ventajas de un masajeador convencional, pero sin los inconvenientes.

Los vibradores micrófono suelen ser muy potentes y bastante ruidosos. Se tienen que enchufar a la red eléctrica y a menudo la sensación es tan intensa que, después del clímax, la vulva está insensible. Supongo que habrá algunas mujeres que disfrutan esta sensación. Pero si estás buscando algo más sutil, Symphony, el nuevo vibrador micrófono de Adrien Lastic, tiene todas las ventajas de un masajeador convencional, pero sin los inconvenientes. Es mucho más discreto y no tiene un cable que puede acabar enredado por tus piernas. Cuenta con 10 modos de vibración. Viene con un cable USB y una bolsita de satén para guardarlo.

symphony review wand massager

Reseña Symphony

Recuerdo una conversión que tuve hace unos meses con una amiga en Inglaterra por Skype. Me sorprendió cuando me contó que se alegraba que sus vecinos de al lado se iban fuera aquel fin de semana, porque podría hacer todo el ruido que quisiera sin tener que pensar en la hora. Me hizo gracia ya que aquí las cosas son bastante diferentes. En mi finca, estoy más acostumbrada a la mentalidad tipo: ‘Si yo estoy despierto, entonces todo el mundo debería está despierto’. Esta falta de consideración por los demás me vuelve absolutamente loca.

adrien lastic symphony

Reseña Symphony

A diferencia de mis vecinos, siempre trato de ser respetuosa y discreta en cuanto al ruido. A partir de las once de la noche, no pongo música y no uso vibradores ruidosos. Mis orgasmos nocturnos son amortiguados por mi almohada. Por culpa de las paredes finas, mi vecino de al lado, me confesó que él a menudo oía unos zumbidos extraños procedentes de mi dormitorio. Pensaba que estaba exprimiendo naranjas como parte de mi estilo de vida saludable.

Pero cuando se enteró de que era probadora de juguetes eróticos, me animó a hacer todo el ruido que quisiera, cuando quisiera. A pesar de esto, prefiero ser lo más discreta posible. Por eso suelo usar vibradores micrófono durante el día, cuando sé que él no está en casa.

resena symphony venus o'hara

MATERIAL: cabeza de silicona y mango de plástico ABS. Muy suave y agradable. Compatible con lubricantes a base de agua.

USABILIDAD: Muy fácil de usar. Después de encenderlo, y pasar por todos los modos de vibración, me quedé con el más fuerte y continuo para estimularme. El mango es ergonómico y muy cómodo de sujetar. Gracias a su cuello flexible, puedes girar la cabeza para variar e intensificar la estimulación del clítoris. También se puede utilizar para masajear otras partes del cuerpo. Túmbate y dáselo a tu pareja!

POTENCIA: Potente, pero no tanto como los masajeadores convencionales que se enchufan a la red eléctrica.

RUIDO: Nada escandaloso. Tus vecinos o compañeros de piso no tendrán ni idea de que hay una sinfonía privada tocando en tu habitación.

ORGASM-O-BILIDAD: No tardé mucho en alcanzar las notas más agudas. ¡Una pasada!

PROS: forma elegante y ergonómica. Silencioso pero potente. Recargable por USB. No te dejará insensible después de usarlo. Se puede utilizar para masajear otras zonas del cuerpo.

CONTRAS: No puedo pensar en ninguna en concreto, salvo que si estas buscando el efecto adormecedor que es típico después de usar ​​masajeadores micrófonos, no lo obtendrás con Symphony.

IDEAL PARA:

  • Estimulación indirecta del clítoris.
  • Usar con una pareja para masajear otras zonas del cuerpo.
  • Mujeres que buscan un masajeador micrófono discreto y recargable por USB.
  • Un regalo de Navidad.

This post is also available in: Inglés

Pin It on Pinterest