Labios

Los labios para un fetichista de labios son como un sustituto para la vulva. Unos labios expresivos indican salud y vigor y pueden atraer la mirada masculina tanto como unos ojos bonitos. Los labios nos hacen imaginar besos y el acto de poner morritos ha llegado a ser una pose habitual para seducir entre muchas modelos y famosas.

    Máscara de malla

    Me encanta hacer retratos, sobre todo con una máscara o un antifaz. Llevar una máscara significa que tengo que posar todavía más intensamente. Para esta sesión me puse un bodystocking de Lovehoney en la cara. Para ver como se debe llevar el bodystocking, haz click AQUI. Fotos by Sebas Romero [nggallery id=57] Puedes comprar el bodystocking de malla aquí:

    La historia detrás de la portada de Primera Línea

    Antes de dedicarme al erotismo, trabajaba como comercial de exportación en una imprenta.  Fue entonces que empecé a hacer fotos fetichistas y tuve una fantasía de verme un día siendo “impresa” en las máquinas de la imprenta donde trabajaba. Hace poco, asistí al tiraje del libro “Inglés para pervertidos” y después de mi experiencia trabajando en una imprenta, me hizo mucha ilusión ver mi imagen salir de la máquina. Ahora, aparezco en  topless en la portada de la revista Primera Línea. Cuando vi una maqueta digital de la cubierta final me encantó el resultado.  En una época de demasiado photoshop y imágenes falsas, estoy contenta que en la portada de Primera Línea, no me han photoshopeado ni las pecas. Hace dos semanas estaba reunida y de repente sonó mi teléfono.  Era un antiguo compañero de trabajo de mi época en la imprenta. “No te lo  vas a creer…” me decía riéndose… Resulta que la portada de Primera Línea se iba imprimir en mi antiguo lugar de trabajo. Me imaginé como habrá sido la reacción en la imprenta en el momento de abrir el archivo de la portada, me hubiera gustado ser una mosca en la pared en ese instante. Para mí, fue como cumplir un sueño y decidí que tenía que asistir al tiraje, ya que esas oportunidades no se presentan muy a menudo en esta vida. Tenía que aprovecharlo. En el departamento de producción, me decían que tendría que enseñar mis pezones para hacer la prueba de color… Al […]

    La portada de Inglés para pervertidos

    Los editores de Inglés para pervertidos me estaban esperando. Estaba bajo presión para producir una imagen mía con los ojos vendados. Era necesario para intentar una segunda sesión de fotos para encontrar una muy buena foto para ser la portada del libro. Probé con más de cuatro antifaces diferentes, pero el que escogí para la portada era uno de La Boudoir, Barcelona. El objetivo era de photoshopear la foto poniendo la bandera británica encima. Hacía frío y encima tuve que aguantar el ventilador, pero era necesario para dar el efecto al pelo que buscaba. No fue la primera vez que he sufrido por mi arte. Fue una sensación extraña ser incapaz de ver desde detrás del antifaz mientras posaba, porque no sabía dónde estaba el fotógrafo, sólo escuché los clicks de su cámara y el sonido del ventilador. Me sentí muy orgullosa de nuestros logros, sobre todo cuando fui a la imprenta para ver la tirada del libro. Me encanta llevar antifaz. Cuando veas la portada de Inglés para pervertidos sabrás por qué. [nggallery id=51] Photos by Guy Moberly. COMPRAR EL LIBRO INGLÉS PARA PERVERTIDOS  

    Otra clase de Blowjob (fetiche de globos, globofilia)

    No era mi intención hacer una sesión de globofilia o fetiche de globos. Estaba haciendo fotos para mi libro Inglés para pervertidos para ilustrar el capítulo de salud sexual y de repente, decidí que sería divertido inflar el preservativo. Es algo que los fetichistas de globos, o los “looners” como los llaman, entenderían muy bien. A pesar de no ser un globo de verdad, lo que me gustó de fue el hecho que el látex era transparente y se podía ver las distorsiones de mi cara y labios a través de él. Esta vez, no reventé el globo. He aprendido que hay dos tipos de fetichistas de globos, los que le gusta reventarlos (se llaman “poppers”) y los que no. Durante la sesión tuve que morder el condón para mantener su aire dentro. Me sentía como una muñeca de látex y me parecía a una también. Tenía una mirada con los ojos abiertos y una boca inmóvil. La blancura de mi piel contrastaba perfectamente con las manchas de mi pintalabios MAC. La próxima vez tengo la intención de hacerlo con globos de verdad, y de ser una “popper” auténtica. [nggallery id=50] Fotos Guy Moberly.

    Loca por el látex de MadRubb!

    El látex me vuelve loca. Llevarlo es puro placer fetichista. Recuerdo cuando esperaba el paquete de látex de MadRubb. Estaba haciendo una sesión de fotos y me preguntaba si el paquete llegaría durante la sesión, pero no fue así. Después de la sesión tenía ganas de una siesta, sin embargo justo cuando el paquete por fin llegó. De repente tenía más energía y ganas de probarme las prendas de látex en seguida. La idea era de hacer otra sesión de fotos con látex para la portada de la revista BeDeSeMe. En esta sesión, llevaba un conjunto de lencería de látex. No fue mi intención hacer las fotos topless, pero no encontraba mis pezoneras. La sensación de aplicar el abrillantador a las bragas de látex, mientras que los llevaba todavía es difícil de explicar. Noté el frío a través del látex, pero sentí la presión de la mano de mi asistente. Cuando estaba lista para el fotógrafo, que no era sólo el placer que sentía. Yo estaba loca. Loca por el látex de MadRubb. Fotos Guy Moberly. Conjunto de lencería de látex by MadRubb [nggallery id=49]

    Pintalabios y guantes de cuero

    Muchas veces me preguntan cuál es mi fetish favorito, y es algo que no puedo decidir con facilidad. Mi gusto por los fetiches puede depender de mi estado de ánimo o incluso la época del año en que me encuentro. En invierno, me encanta  ponerme medias y ligueros, vestidos de látex, corsés, suéteres de lana y, sobre todo, guantes de cuero. A pesar de que tengo ganas de disfrutar las temperaturas más cálidas y la proximidad del verano, me da pena que pronto podré disfrutar de esas prendas con comodidad. Recuerdo un viaje a Londres cuando estaba en Marks and Spencer comprando cosas que eche de menos de casa y vi estos guantes.  En realidad, quería comprarme unos de cuero negro, ya que el color negro va con todo.  Sin embargo, pensé, quizás sería interesante comprar unos que hacían juego con mi color de pintalabios y así decidí comprarme estos guantes de cuero de color burdeos. Su forma era perfecta y el cuero, al abrir y cerrar la mano, era suave y tersa con un aroma de cuero nuevo que era rico y excitante. No quería quitármelos y tener que esperar en la cola para hacerlas mías fue una tortura. No importa qué estilo o el color de la ropa que me ponga en invierno, porque sé que mis guantes de piel y mis labios siempre estarán perfectamente coordinados.   [nggallery id=46] Fotos Guy Moberly.

    Pin It on Pinterest